viernes, 28 de diciembre de 2012

CENTENARIA


Un día lluvioso puede parecer un momento poco propicio para salir al campo a tomar fotografias. Sin embargo, gracias a que las nubes forman una gran pantalla difusora que elimina las sombras, podemos ver de forma diferente motivos que rechazamos en otras ocasiones por no llegar a mostrarnos lo que realmente esperábamos de ellos. 
Esta encina centenaria parece abrir sus ramas a modo de brazos para aferrarse, como no, a la vida. Utilice un sencillo y comodo objetivo 35mm f2, medí la luz que había debajo del árbol lo que provoco una ligera sobreexposición del fondo, pero esta ayuda a separar el motivo principal de este. 

No hay comentarios: