martes, 25 de septiembre de 2012

OSA MAYOR Y ESTRELLA POLAR


Fotografiar las estrellas de una de mis pasiones, aunque no lo hago muy a menudo por desgracia. La quietud que se siente en el silencio de la noche y la sensación de estar más cerca del Universo, aunque la paradoja es que formamos parte de el, son quizás los motivos que se escondan detrás de la escusa de tomar fotografías.
  Buscar un cielo limpio de contaminación limininica no es fácil, habrá que alejarse de los núcleos urbanos el máximo posible. en esta fotografía de la constelación de la Osa mayor se aprecia el tono amarillento en las pequeñas formaciones nubosa que había esta noche, procedente del reflejo de las luces de la ciudad cercana que se encuentra a más de diez kilómetros de distancia.
  Un objetivo luminoso y un ISO elevado son fundamentales para que las estrellas no aparezcan movidas y se aprecien bien las formas de las distintas constelaciones que nos interesen fotografiar. Utilice en esta ocasión un objetivo de 20 mm y una apertura f de 2,8 a 800 ISO. El tiempo de exposición puede variar, para esta toma fue de 14 s., las que realice con un tiempo más largo las estrellas dejaban de ser puntos para convertirse en ligeras lineas.
  Para fotografiar la Vía Láctea es una condición indispensable que la atmósfera esta muy limpia para poder registrarla bien, esta noche no se daban esas condiciones,  la siguiente foto  es el ejemplo.


No hay comentarios: